APASIONADOS, ROBóTICA, TECNOLOGíA

El creador de BB-8 y la araña robótica gigante que camina en su jardín

El creador de BB-8 y la araña robótica gigante que camina en su jardín

Por Joel Dalmau | Noelia Núñez | 27-10-2019

Joel Dalmau

Joel Dalmau

Reportero El Futuro es Apasionante

En su canal de YouTube Matt Denton puede presumir de tener, al menos, un par de vídeos que superan el millón de reproducciones. No es poca cosa para alguien que sube casi exclusivamente tutoriales sobre cómo imprimir y montar construcciones de Lego. Aunque en realidad, sin ser conscientes de ello, prácticamente todos conocemos las creaciones de Denton porque de su imaginación han nacido algunas de las criaturas más famosas del cine de los últimos años. El británico ha trabajado en dos sagas cuyos números en taquilla (de espectadores y de dólares) se cuentan por miles de millones: Harry Potter y Star Wars. Y, dentro de ellas, sin duda su obra más reconocida es el pequeño y simpático robot BB-8, que apareció por primera vez en El despertar de la Fuerza, dirigida por JJ Abrams. La popularidad de este pequeño droide esférico es tal que, las primeras navidades después del estreno de la película, sus réplicas compitieron con los inmorales Furbys como el regalo más solicitado por los niños de todo el mundo. La aparición de BB-8 respondía al deseo del director de utilizar, tal y como había hecho George Lucas en la primera trilogía, ingenios reales en lugar de hacer todos los personajes no humanos con CGI.

Denton se aficionó a la electrónica mientras estudiaba y consiguió entrar en el mundo del cine a través de un trabajo de verano en un estudio de efectos especiales. Desde entonces no ha dejado de imaginar y fabricar engendros. Porque incluso las construcciones de Lego que pueblan su canal de YouTube son réplicas gigantes impresas por él mismo de los modelos clásicos. Y es que si hablamos de tamaños, hay que concluir que a Denton le gustan las cosas a lo grande: no hay más que echarle un ojo al robot que a veces saca a pasear por el jardín de su casa, y que ha hecho que su nombre aparezca en el libro Guinnes de los Records como el del hombre que ha construido la araña robótica más grande del mundo. El animalillo responde al nombre de Mantis y si uno la viera acercándose por una carretera lo más probable es que huyera despavorido pensando que los extraterrestres habían por fin llegado a nuestro planeta. El gigantesco hexápodo robótico tiene cinco metros de diámetro y es, asegura, sorprendentemente ligero para su tamaño. Denton cuenta que de niño odiaba las matemáticas hasta que encontró que podían tener aplicaciones tan divertidas como la construcción de robots: “por eso creo que es importante encontrar algo que te interese, que te apasione y seguir tus sueños”.

Entrevista y edición:  Joel Dalmau | Noelia Núñez | Juanja Torres
Texto: José L. Álvarez Cedena