PREOCUPACIONES GLOBALES, TECNOLOGíA

La respuesta a las ciudades del futuro está en un texto del siglo XIX

La respuesta a las ciudades del futuro está en un texto del siglo XIX

Por Pedro García Campos | Noelia Núñez | 16-10-2018

Vicent Guallart

Vicent Guallart

Creador de Urbanization.org

¿Puede un concepto del siglo XIX ser la solución para las ciudades del siglo XXI? Vicent Guallart, uno de los arquitectos más influyentes de nuestro país, cree que sí. El valenciano, arquitecto jefe del Ayuntamiento de Barcelona hasta el 2015 y fundador del IAAC (Institute for Advanced Architecture of Catalonia), está inmerso a través del proyecto Urbanization.org en la recuperación y puesta en valor del legado de Ildefons Cerdà, ingeniero y uno de los creadores del concepto de urbanismo. Para muchos Cerdà fue un visionario que supo ver en el progreso proporcionado por las innovaciones tecnológicas de su tiempo una oportunidad para mejorar la vida de los habitantes de las ciudades. “Que la humanidad haga un pequeño alto en la senda de su perfeccionamiento, para emprender después con más aliento y nuevas fuerzas su marcha majestuosa, es un hecho cierto, evidente, palpitando, que nadie osa negar, que todo el mundo reconoce” escribió Cerdà, creyente de la planificación y el progreso acelerado que trajo la revolución industrial.

Jurista, político, economista, ingeniero y arquitecto, Ildefons Cerdà fue un socialista utópico y un incomprendido cuya obra más conocida, el Ensanche barcelonés, fue muy criticada en el momento de su construcción, aunque hoy -más de un siglo después- es una referencia urbanística estudiada en todo el mundo. El trabajo de Guallart en Urbanization.org es, precisamente, dar a conocer las teorías e ideas de Cerdá: “Lo que queremos es reescribir la historia del urbanismo como ciencia utilizando nuestros recursos digitales y nuestras redes de conocimiento, para poder ayudar a las ciudades a crecer y a transformarse de una manera más eficiente”. Y una de las herramientas utilizadas para ello ha sido la reedición y traducción al inglés de la obra Teoría General de la Urbanización de Cerdà publicada en 1967.

Uno de los grandes aportes de Cerdà a la forma de entender las ciudades fue tener en cuenta la gente que vive en ellas. Esta afirmación, que parece de perogrullo, no lo es tanto ni tan siquiera en la actualidad, puesto que muchos de los que sufren las grandes urbes afirmarían sin problemas que estas han sido diseñadas, más que para favorecer a las personas, para convertir en horrible la experiencia de transitar sus calles y vivir en sus casas. De ahí que los próximos proyectos de Urbanization.org quieran orientarse al desarrollo de sistemas comparativos que permitan analizar las estructuras sociales y físicas de las ciudades de forma colaborativa, para proyectar futuros urbanos más amables y sostenibles. Con Cerdà como inspiración y la potencia de las nuevas tecnologías como herramienta indispensable, es posible mirar hacia adelante con optimismo: “Internet ha cambiado nuestra vida pero no ha cambiado todavía nuestras ciudades, asegura Guallart, por lo tanto la clave es ver cómo podemos transferir todas estas tecnologías y sus potenciales para construir una ciudad mejor”.

Edición:  Pedro García Campos | Noelia Núñez | Cristina López
Texto: José L. Álvarez Cedena